• Kiero.co

Ludopatía | ¿Como prevenir la ludopatía en menores?

Actualizado: feb 6



En el mundo actual cuando se tiene mayor acceso a internet o a nuevos equipos tecnológicos los niños pasan más tiempo frente al computador o a la consola de videojuego lo que puede convertir una afición en una adicción. Los padres en su rol de crianza están en la responsabilidad de orientarlos para que no se convierta en una adicción patológica conocida como ludopatía.

La ludopatía infantil, es este caso en particular, es considerada como un trastorno progresivo en la conducta en la que el menor no deja de jugar; ya sea en videojuegos, máquinas de apuesta o juegos online, lo que puede provocar una adicción y convertir el juego en una necesidad urgente. En Estados Unidos del 90% de los jóvenes que usan videojuegos el 15% es adicto y un 28% tiene menos de 18 años.


La ludopatía en general está reconocida como un problema de salud por la Asociación Americana de Psiquiatría (APA) y, desde el año 1992, por la organización Mundial de la Salud (OMS) ya que se produce por la capacidad adictiva que tienen algunos juegos en la que en poco tiempo de la apuesta hay un premio o recompensa. Con el crecimiento del acceso a los juegos online la ludopatía ha incrementado sus números en forma exponencial. Puede desarrollarse a cualquier edad y según algunos estudios determinaron que más del 20% de los adolescentes realiza apuestas y el 36% de los adictos se inicio antes de la mayoría de edad.

Se considera que la ludopatía infantil presenta rasgos de un adicto por las siguientes características:



  • La repetición de acciones o conductas que se convierten en placenteras hacen que aumente la frecuencia con el fin de obtener los efectos deseados. Esto se genera por la segregación de sustancias químicas como la dopamina y las endorfinas que estimulan y refuerzan este tipo de conductas.

  • Se pierde el control del menor porque fallan los mecanismos cerebrales de inhibición de la conducta.

  • Si deja de jugar aparece el síndrome de abstinencia.

  • Existe alteración en su alimentación o en el sueño que es poco reparador debido al insomnio.

  • Baje su rendimiento escolar.

  • Hable constantemente sobre los juegos y pida que le sean actualizados los que posee.

  • Disminuye el contacto con su entorno y hasta puede dejar de asistir a reuniones o actividades planificadas para quedarse en casa.

  • Presente alteraciones en su comportamiento porque es nervioso, ansioso y se irrita fácilmente.

En resumen, los más propensos a la ludopatía son aquellos que se aburren fácilmente además estos se caracterizan por tener dificultados en las habilidades sociales, la impulsividad y tienen mal rendimiento.

Causas de la Ludopatía

No se debe a una causa en específico, sino a un conjunto de factores o la predisposición a uno de ellos, entre los que se destaca:

  • Problemas sociales y psicológicos. Ocurre cuando el joven es inestable psicológicamente lo que representa un factor de riesgo para desarrollar ludopatía.

  • Entorno social y familiar. Si el ambiente en que se desarrolla el crecimiento del menor se fomenta el juego sin restricciones existe el riesgo que a futuro se convierta en un jugador patológico.

  • Genética. Se ha comprobado que los hijos de padres jugadores tienen un alto porcentaje de terminar siendo jugadores. Es decir, están más propensos a hacerse adictos por su exposición al mismo.



  • La estructura del juego y la publicidad. Muchos juegos son propensos a generar una conducta adictiva porque premia y crea la expectativa al jugador, en especial esto se acrecienta por la aparición de los juegos online.

  • Los juegos se valen de estrategias visuales y auditivas para hacerlos más llamativos, la recompensa no se obtiene de forma segura, sino que es aleatoria e intermitente. También ocurre la evasión a la realidad ya que muchos niños lo usan para aliviar algún malestar emocional.

Los principales síntomas de un ludópata son:

  • Abandono de su interacción social y escolar. Por lo general estos jóvenes se encierran en su habitación con la intención de dedicarle más tiempo a los juegos, por lo que descuidan sus deberes escolares o ya no comparten con su entorno social.

  • Presenta trastornos de ansiedad y depresión. Su mente se enfoca y preocupa en obtener las fórmulas para ganar y tiene la necesidad de seguir jugando o apostando. Esto se deriva en que al dañar su relación con el entorno puede conducir a una depresión.

  • Cambios en la personalidad del menor que incluso puede convertirlo en un niño agresivo.



Se destaca que los juegos de apuesta y azar están cada vez más al alcance de los menores a través de un nuevo tipo de videojuegos y muchas veces permiten la obtención de contenido adicional a través de la opción de compra. Esto hace que los más jóvenes tengan la posibilidad a desarrollar la ludopatía.

Para prevenir la ludopatía se aconseja:

  • Mayor presencia de los padres en el entorno familiar ya que un menor que tenga poco contacto con ellos se inclinará a pasar mayor tiempo frente al computador, al celular o a la consola de juegos para compensar su ausencia.

  • Los padres como ejemplo de los menores deben tomar medidas para que no caigan en la ludopatía; por ello la familia es la clave. Se debe transmitir el peligro y la conducta que los juegos representan, así como informarle de los riesgos para obtener un efecto de prevención.

  • Se deben fomentar otros tipos de entretenimiento, por ejemplo, la práctica de deportes, salir a socializar con vecinos o amigos o pasar tiempo al aire libre. Es decir, actividades en la que sientan retribuciones afectivas y emocionales.

  • Se debe establecer el acceso a las computadoras, el celular y los videojuegos por tiempo limitado y bajo la supervisión de un adulto. Los padres deben ser firmes para establecer límites en las conductas de sus hijos, en específico a las conductas que puedan ser problemáticas.

  • Proteger a los menores a la exposición de publicidades que incentiven el juego como un entretenimiento.

  • Otra opción es en conjunto a los colegios y escuelas para que impartan clases extracurriculares que ocupen el tiempo libre de los menores y de esta manera contribuir a la prevención de la ludopatía.



  • Si el niño o adolescente se encuentra muy inmerso en esta enfermedad se recomienda tratamiento farmacológico para controlar los impulsos y regular la conducta. Todo esto bajo la supervisión médica de un especialista y acompañada de psicoterapia individual para reprimir conductas negativas y reforzar las positivas. Cabe destacar que la ayuda psicológica no solo se enfoca en el ludópata también debe involucrarse el entorno familiar para darle solución al problema.

En Europa se han creado estrategias para mejorar la seguridad durante el uso de internet. Algunas páginas exigen el manejo de tarjetas de crédito para acceder a los juegos online y otras incorporan en sus condiciones de uso la posibilidad de exigir un documento que constate que el jugador cumple con la edad mínima legal requerida para ingresar a la web. Otro dato a destacar es que el porcentaje de ludopatía infantil es mayor en niños que en niñas, sin embargo, esto indica que ambos géneros están propensos a convertirse en un ludópata.

Novedades.kiero.co te invita a leer otros artículos que pueden ser de tu interés.

Ventajas y Desventajas de la formación online.

Entérate de cómo funciona la tecnología de las impresoras 3D.

Los carros eléctricos son la nueva tendencia de los colombianos.



  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Pinterest - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco