• Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Pinterest - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Kiero.co

Lactancia materna

Alimentar a tu hijo recién nacido tiene muchas ventajas, en especial esos primeros días de su nacimiento, ya que en esos días el consumo del calostro es fundamental para el recién nacido, porque lo ayuda a formar anticuerpos que serán muy importante para su desarrollo.


La leche materna tiene todos los nutrientes que ellos necesitan. kiero.co te informa sobre la importancia de amamantar a tu bebé.




La lactancia materna es la alimentación que le das a tu bebé recién nacido mediante los senos. La leche materna es el alimento adecuado para tu bebé ya que contiene anticuerpos que ayudan a proteger el sistema inmunológico, también contiene los nutrientes que un bebé necesita para su desarrollo y crecimiento.


  • La leche materna está compuesta de grasas, carbohidratos, vitaminas y minerales, componentes bioactivos que complementan el bienestar de tu bebé.

  • Crea un vínculo especial y emocional de la madre con el bebé.

  • Contienen muchos componentes nutritivos que permiten el desarrollo y crecimiento del bebé protegiéndolo de enfermedades infecciosas.

  • También es beneficioso para la madre amantar pues ayuda a quemar calorías y disminuye el riesgo de padecer cáncer de senos y ovarios.




  • Iniciar la lactancia lo más pronto posible después del parto.

  • Evitar estrés estar tranquila sin agobios.



  • Evitar la ingesta de alcohol, ya que es perjudicial para la salud y el cerebro del bebé.

  • No consumir café ni chocolates ya que estas aparecen en la leche materna, lo cual se va acumulando en el organismo del bebé causando insomnios y nerviosismo.

  • Evitar alimentos que puedan causar cólicos al bebé como picantes, granos, cítricos,... esto también puede cambiar el sabor de la leche y ocasionar, en algunas oportunidades, que el bebé la rechace.

  • El consumo de tabaco disminuye la producción de leche, a su vez, evita que el bebé aumente de peso y aumenta el riesgo de que padezca de enfermedades respiratorias.



No se requiere de una dieta especial, solo necesitas de una alimentación sana con nutrientes y calorías. Es recomendable que te alimentes con verduras, frutas, cereales integrales, también alimentarse con alimentos que contengan proteínas como el pollo, huevo, carne. El consumo de vitaminas también contribuye a una buena alimentación para ti y tu bebé.


La leche materna es un alimento único, insustituible y natural producido por la madre para la alimentación de su bebé desde su nacimiento hasta los seis meses, promoviendo así el desarrollo y crecimiento del niño.